10/21/2009

Vivir como si se bailara...


Bitàcora:
La danza es movimiento...





Un movimiento acompasado del cuerpo,y tambièn del espìritu.
Bailar es desplazar nuestra energìa por un espacio con un rìtmo màgico.
Danzar es crear arte usando al propio cuerpo como medio para que nuestra alma se exprese.

La mùsica posee al danzante y entonces sus movimientos son lùdicos,mìsticos,artìsticos,eròticos...La danza es rito,ofrenda y goce que hunde sus raìces en lo màs profundo de la historia humana,y es tambièn vìnculo que une a todas las culturas. Su orìgen,como casi todo lo humano,està relacionado con la tierra,la siembra,las cosechas,las estrellas... Y despuès,irà creciendo en simbolismos,y asì la danza serà signada por la guerra,los dioses,el amor y el arte...
El acto de tomarse de las manos y moverse en ronda, al rìtmo de cualquier percusiòn,es el primer modo de baile social de los niños,y tambièn de los primeros hòminidos racionales...

Asì pues,la sardana esa danza en la que los participantes se toman de las manos por parejas,entendiendo como pareja a un hombre y a una mujer,para obtener un patròn alterno en la formaciòn en cìrculo del grupo,tiene un orìgen ancestral.
Como danza social,la sardana catalana es abierta y admite un nùmero variable de parejas,y no requiere mucho esfuerzo fìsico para su ejecuciòn.

Las parejas que bailan la sardana,se toman suavemente de las manos,y ejecutan pasos delicados,saltos sutiles,y una alegrìa contagiosa,mientras la mùsica de la cobla transmite dulzura y calma espiritual. El catalàn es un pueblo amante del arte en todas sus expresiones,y tiene un sentido estètico ùnico,y eso podemos verlo facilmente,cuando las parejas forman un corro y bailan alguna sardana o cualquier otro ball tradicional.

Esta danza catalana fuè prohibida muchos años por el dictador Franco,y ha sido denostada en àmbitos monàrquicos y reaccionarios por sus bases populares e igualitarias,y aùn con prohibiciones, su fuerza subsiste deste tiempos perdidos en la prehistoria,y por ello su tradiciòn jamàs podrà ser borrada por reyecitos o dictadorzuelos.
.

En algunas cuevas catalanas se encuentran vestigios pictòricos rupestres de la sardana como una danza astronòmica en honor al sol, o para una buena siembra o para ganar en una lucha. En otros casos, se las relacionaba con los ritos de fertilidad, lluvias y buenas cosechas. Los bailarines con las manos entrelazadas se situaban a menudo alrededor de un àrbol.

La sardana evoluciona de los griegos hacia Barna,y de ello son prueba la dulzura de sus líneas, la suavidad de los movimientos y el delicado conjunto de este baile cuyas características son herederas claras de la cultura helènica.
Los griegos trajeron la sardana a Catalunya y con ella algunos bellìsimos mitos como el de Pyrene. En la Edad Media, ap
arecen danzas como el "ball rodó" y el "ball mesclat" que por sus características podrían ser los precursores de la sardana. Y gracias a los juglares,comenzò a evolucionar en diferentes balls por todas las comarcas de Catalunya,desde el Rosellò francès,pasando por el Empordà,hasta cobrar fuerza al llegar a Barcelona y Tarragona.
Su mùsica es tocada por una cobla-una banda de viento con contrabajo-que tiene 12 instrumentos: tenora,tible,flabiol y tamboril-todos estos tipicamente catalanes- y la trompeta,el trmbòn,el fliscorno y el contrabajo,forman el ensamble de la cobla. (A v
eces,algunas coblas usan la cornamusa,dando un sonido de una melancolìa sublime a la sardana).



Los balls catalanes son herederos,tambièn,de la tradiciòn teatral medieval. Desde los mesteres de juglarìa que cruzaban la
europa mediterrànea llevando danza y teatro a cada aldea,se fortaleciò ese caràcter actoral y dancìstico del pueblo catalàn.
De hechos històricos,leyendas o sucesos impactantes,los catalanes de inmediato,hacìan balls ,tanto parlats,como sin parlamento,y la gente del pueblo feliz gustosa de fiesta,participaba,financiada por los gremios de artesanos o comerciantes catalanes. Aunque luego,con la intervenciòn de la iglesia y del reino español,ese tipo de manifestaciones artìsticas estuvieron a punto de desaparecer,y màs aùn cuando la dictadura franquista prohibiò balls como el de Serrallonga,el de los Diables,y otros màs.
Prohibiciòn absurda,porque los catalanes son un pueblo con memoria,y ahora han recuperado toda esa tradiciòn de las danzas juglarezcas,como los castells,el ball de bastonets,el de els gitanes,y el de moixiganga,y sobre todo,el Ball d'en Serrallonga...


El Baile de Serrallonga tiene su orìgen en el personaje real del bandolero del siglo XVII,que es recordado por toda Catalunya como un luchador por los derechos del pueblo y como un libertador justiciero. Se tienen noticias de que este baile fuè representado desde època muy cercana a los hechos que lo motivaron,tal vez entre 1640 y 1645,fuè que se ejecutò a lo largo y ancho de toda la Catalunya,desde la Catalunya Nova,hasta la Catalunya Nord,bailandose en todas las comarcas,como un modo de rebeldìa ante el rey español.



Los personajes del baile son Serrallonga,su mujer Joana,su hijo el xiquet,y los bandoleros,Xafarroques, Astuto, Petit Gornés, Pere Azul, Peret Xinxola, Petit Comí, Tallaferro, Marxant, Xocopanarra, Fadrí de Sau, Rojo, Rocamora, Tendret, Xicopaneda ...y los que falten,pues ellos eran legiòn.El Diable y el Gavatxo,son otros dos,que hablan mitad francès,mitad català,son los encargados de decir el parlamento de entrada,pero los reales protagonistas del baile son los trabucos y las pistolas...
En la actualidad, en Catalunya existen más de 8 grupos de Bailes de Serrallonga, y las màs importantes se encuentran en poblaciones como Vilafranca del Penedès, Tarragona, Sant Hilari Sacalm, Terrassa, Vilanova i la Geltrù,
Torredembarra, Tortellà, Santa Margarida i els Monjos, Sant Quintí de Mediona, Perpiñàn y por supuesto,Barcelona.

Hay que insistir en decir que este baile popular fue prohibido en Catalunya durante la dictadura franquista porque para representarlo se utilizan trabucos, que son armas de fuego,y eso ponìa sumamente nervioso al dictador Franco,y màs que nada,el sìmbolo que Serrallonga representaba para el pueblo represaliado por el genocida Franco.

Asì pues,la primera poblaciòn a recuperar este baile despuès de la dictadura franquista fue Vilafranca del Penedès,y despuès,todas las antes mencionadas.
El baile es sencillo: los bandoleros van vestidos según la época donde se sitúa en Joan de Serrallonga, así pues, llevan pantalones de pana hasta la rodilla, chaleco, camisa, barretina, alpargatas de siete vetas y una manta colgada al hombro. La Joana,y si hay otras barraganas,èstas visten con falda campesina catalana,blusa de hilo,chaleco,y alpargatas de siete vetas,y red en el pelo y llevan pistola de la época.

El vestuario de Joan d’en Serrallonga es el propio de un caballero: capa negra, sombrero con plumas, zapatos o botas con hebillas. Todos deben usar el trabuco,que es un arma de avancarga de aquèlla època,y hoy se usan reproducciones ad hoc para el ball.
Los trabucaires bailan al sonido de la grajilla,y ejecutan ciertas coreografìas mientras disparan sus armas con cierto òrden.
A medio ball,los participantes realizan una representaciòn,o sainete,sobre las fechorìas del bandolero y su cuadrilla.


Es por eso que el ball d'en Serrallonga es conciderado teatro popular o de la calle,o màs concretamente Baile hablado,o Ball Parlat,en la màs pura escuela de juglarìa
,esto es: representaciones con diàlogo entre los personajes y con una pequeña coreografìa bailada,y sulen ser comedias,parodias de claro sabor popular,cuyo encanto satìrico y burlesco radica justamente en su sentido crìtico y popular hacia los poderes fàcticos de cada momento,como una vàlvula de escape de los sentimientos profundos del pueblo.

Es espectacular y euforizante la participaciòn del pùblico en estos bailes del Serrallonga,donde proliferan gritos,silbidos,arengas y expresiones contra el poder en todos los espectadores y participantes.


La pieza teatral tiene los mismos componentes estructurales del baile, y se realiza,como èste,apeu plan,o sea,a media calle,usando los escenarios naturales que se tengan a mano. La disposiciòn de los bandoleros es de dos hileras paralelas,para permitir la coreografìa del baile en zigzag,con pasos suaves y saltos pequeños,similares a los pasos de la sardana.

La pieza de teatro popular del Ball d'en Serrallonga es muy grata,por su vertiente bèlica y de aventura. En cada pueblo hay variantes distintas en la representaciòn teatral. Se trata de escenificar al gusto de cada villa, en la plaza o en las calles principales del pueblo o ciudad, la vida, aventuras, encarcelamiento y la muerte del bandolero.

La versión sencilla se limita a una parte del baile: la presentación de los bandoleros a Joan d’en Serrallonga y a su mujer, y la conjura por parte de todos ellos de adentrarse en la vida del bandolerismo. Los versos han sido adaptados a partir de unos que ya existìan desde el siglo XVI, pero se han ido modificando para darle actualidad a la sàtira. Por ejemplo,el tema escogido para esta ocasiòn por el teatro de la ruta, fue la crisis galopante que afecta a la sociedad en general, a la construcciòn y al urbanismo local. Uno de los bandoleros, el Astuto, afirmò,por ejemplo: "yo me dedicaba a vender fincas y pisos hasta que me he quedado en paro por quiebra de las inmobiliarias y ahora soy un okupa".
También se refirieron los bandoleros a situaciones más que conocidas por todos como el trasvase del agua hacia Barcelona y, como no,al premio nobel otorgado a Obama,y a la cìnica corrupciòn d
e Rajoy y sus secuaces del PP.

Resumiendo,el baile consiste en la apariciòn de los bandoleros ante Serrallonga,para solicitarle pertenecer a su banda,ennumerando todos sus pillajes y tropelìas para que Don Joan Sala los acepte en su cuadrilla.
Asì,uno a uno,los bandoleros se presentan ante Serrallonga saludando asi:

"...Serrallonga Déu vos guard, i a vós Joana també..."
Finaliza el ball con la apariciòn de los soldados españoles que atrapan a Serrallonga,asì este baile,creado como entremès de fiesta eminentemente popular,pensando y actuado por la gente del pueblo,es un diverti
mento,pleno de sàtira y significado libertario.

Y asi pasa que los ùltimos fines de semana de septiembre y los primeros de octubre,se presentan obras de teatro en los magnìficos escenarios naturales de monasterios romànicos o en las bellas aldeas y parajes ùnicos de la Garroxtxa,con el teatro de la ruta,(con el soporte del Consejo Comarcal de Collsacabra y de muchas tiendas e instituciones de la comarca, así como de la Xunta.),cual juglares del siglo XXI,que llegan a galope a poblaciones catalanas como Tarragona,Lérida , La Bisbal d'Empordà, el Hospitalet de Llobregat, Sant Pere de Ribes, Sant Vicenç de Calders, Sant Martí Sarroca, Jorba, Igualada, Blanes, Martorell, Sant Hilari Sacalm (Festa Torna Serrallonga), Cabrils, Montmaneu (Festa del Bandoler), Vilanova i la Geltrù, Torrelles de Foix, Sant Miquel d'Olèrdola, Avinyonet del Penedès, L'Espluga de Francolí, La Seu d'Urgell, Barcelona,para representar las aventuras del Serrallonga en un inicio del otoño muy bandolero...
Y es que en esos dìas,todo es àgape para despedir al verano,porque tambièn,ademàs del teatro y del baile se realizan romerìas,pasacalles,actividades infantiles,mercado barroco,expos de comic y diseño,talleres de cuento,danza,y excursiones nocturnas bandoleras (paseos en torno a los lugares donde viviò Serrallonga), muestras de cocina del barroco catalàn, conciertos de mùsica barroca, cenas
populares,mimos,malabaristas y trovadores,y por si todavìa quedase algun rato libre, hay puestecillos ambulantes para beberse un par de vermutets mientras se aprecia el baile de la sardana,donde las mujeres catalanas lucen sus finos tobillos con delicados y sutiles movimientos,y los bandoleros,llegados desde los màs recònditos escondites catalanes, invaden todas esas comarcas del Collsacabra...

Cuando mis abuelos y mi madre me contaban la leyenda del Serrallonga,no imaginè que los territorios donde el bandolero existiò fueran parajes tan idìlicos y màgicos. Tavartet,la roca Abella,el mirador Boixer,el bosque de los magos,el salto de Sallent,y las aldeas,las poblas,las construcciones centenarias,los bosques y barrancos de Les Guillerìes y el Collsacabra,son paisajes que marcan el espìritu con su belleza. Y ahora,que por fin los he visto,comprendo ese amor a la tierra catalana que tuvieron mis abuelos y mi madre,y por supuesto,ese amor por sus campos y sus bosques, que tuvo Serrallonga y que lo llevò a rebelarse contra el reyezuelo invasor, y,claro,el bello entorno natural,explica tambièn,el gusto por el arte,el teatro,el baile,la cultura y la buena mesa que se disfruta en Catalunya.


Y ese parece ser su secreto: vivir como si se bailara una sencilla y alegre sardana en un claro de algùn bosque catalàn o bajo el màgico sol y en la arena suave de una de sus playas mediterràneas...

No hay comentarios: