12/14/2014

Dos derechos: Respeto y Libertad...




Nadie será objeto de injerencias arbitrarias en su vida privada, su familia, su domicilio o su correspondencia, ni de ataques a su honra o a su reputación. Toda persona tiene derecho a la protección de la ley contra tales injerencias o ataques.

Artículo 12




Todo individuo tiene derecho a la libertad de opinión y de expresión; este derecho incluye el de no ser molestado a causa de sus opiniones, el de investigar y de recibir informaciones y opiniones, y el de difundirlas, sin limitación de fronteras, por cualquier medio de expresión.

Artículo 19 

DECLARACIÓN UNIVERSAL DE DERECHOS HUMANOS





La Declaración Universal de Derechos Humanos (DUDH) es  el fundamento de las normas internacionales sobre derechos humanos.  La Declaración supone el primer reconocimiento universal de que los derechos básicos y las libertades fundamentales son inherentes a todos los seres humanos, inalienables y aplicables en igual medida a todas las personas, y que todos y cada uno de nosotros hemos nacido libres y con igualdad de dignidad y de derechos. Independientemente de nuestra nacionalidad, lugar de residencia, género, origen nacional o étnico, color de piel, religión, idioma o cualquier otra condición, el 10 de diciembre de 1948 la comunidad internacional se comprometió a defender la dignidad y la justicia para todos los seres humanos.

El derecho internacional de derechos humanos establece las obligaciones que deben cumplir los Estados. Al pasar a formar parte de tratados internacionales, los Estados asumen deberes y obligaciones en virtud del derecho internacional, y se comprometen a respetar, proteger y promover los derechos humanos. La obligación de respetar supone que los Estados deben abstenerse de restringir los derechos humanos o de interferir en su realización. La obligación de proteger exige que los Estados protejan a las personas o grupos de personas de las violaciones de los derechos humanos. La obligación de promover significa que los Estados deben adoptar medidas positivas para facilitar la realización de los derechos humanos básicos.

A través de la ratificación de los tratados internacionales de derechos humanos, los gobiernos se comprometen a poner en práctica medidas y leyes nacionales compatibles con los deberes y obligaciones inherentes a esos tratados. En consecuencia, el sistema jurídico interno proporciona la principal protección jurídica de los derechos humanos garantizados por el derecho internacional. Cuando los procedimientos jurídicos nacionales no solucionan las violaciones de derechos humanos, existen mecanismos y procedimientos a escala regional e internacional para atender las denuncias individuales y de grupo, con miras a velar por que se respeten, apliquen y hagan cumplir a escala local las normas internacionales en materia de derechos humanos.


.

11/12/2014

Rosas, hombres...



...Rosas, creced, pujad, multiplicaos 
hasta invadir las cajas de caudales,  
hasta impedir las ametralladoras,  
hasta sembrar la pólvora y el hierro 
de luz y primavera,  
hasta ocupar el odio y las entrañas 
de obuses, bombas, balas y morteros.

¡Creced, rosas, creced! ¡Pujad sin tregua! 
Llenad los ojos de los tocineros, 
floreced los cerebros belicosos,  
corroed de esperanza a los podridos, 
iluminad la mente de las bestias,  
que se alimentan de oro, y sangre, y lágrimas;  
que son capaces de matar la vida 
porque palpita y brilla en nuestras manos. 
Árboles, aguas, pájaros, frutales, 
mieses, vides, obreros, plantas, madres, 
óleos, músicas, máquinas, ideas, 
vamos a proclamar la resistencia 
de amor contra la guerra.


Están sembrando el aire de temores 
para amargarnos la alegría, 
para que nos matemos tú y yo, hermano, 
ahora que ya maduran los dolores, y el sentido 
va a revelarse al mundo. 
Trabajad 
de espaldas al temor. Abrid los ojos, 
Rosas, hombres, al bien y a la belleza. 
¡Creced! ¡Cantad! La vida es nuestra. 
La tierra es nuestra, y nuestro es el futuro. 
Trabajos, pensamientos, esperanzas,  
vuestros y nuestros, rosas, hombres. 
Nosotros encendemos las estrellas 
y traemos el día,  
y por nosotros se hará la paz. 
Estamos en peligro, rosas, hombres,  
perfume, sol, materia, inteligencia,  
ciencia, fe, muerte, piedra, gracia, amor...

¡Ahoguemos a los bárbaros en luces! 
¡Avanzad, rosas, hombres! 
¡Ocupad el mundo! 






.


10/07/2014

9/11/2014

Els Segadors...






Visca Catalunya lliure!

.



8/29/2014

L`estaca...


Per combat
No hi ha mentida que no es lligui al vell combat
de no morir. Per falsedat es dubta de tot nat.
I amb tot, entre cairells els dits troben finors
i els ulls, nus i senzills, albiren les clarors
de cada nit. Vivim tan clars de pensament urcat
que no volem sofrir la vida sense fat.
Odi i amor són mots que ens valen de buidors.
Just i injust són mots que ens plauen per combat...

Segimon Serrallonga.


.

7/06/2014

Se está matando al hombre...


...El aire se enrarece, adensa, espesa
hasta hacerse de plomo en los pulmones,
porque se está matando al hombre.

La sangre se entontece y aguachirla
de no salir al mundo y propagarse,
porque se está matando al hombre.

La luz de las estrellas palidece
y no consuela como en nuestra infancia,
porque se está matando al hombre.

La risa se deshoja, mustia, pasa
sin que nadie la coja y la disfrute,
porque se está matando al hombre.

El beso y el amor no tienen gusto,
agusanados de preocupaciones,
porque se está matando al hombre.

La selva está cercando nuestras casas,
y aúlla, brama y hoza en los umbrales,
porque se está matando al hombre.

Porque se está matando al hombre
 arde mi canto
tal un diluvio de oro por los trigos;
porque se está matando al hombre
 y nadie grita
quiero clamar hasta tirar las sombras;
porque se está matando al hombre
 mis palabras
quieren clavarse como puñaladas,
quieren herir, buscar raíces nobles,
dar coletazos que despierten siglos.

Le está doliendo su dolor al hombre,
un dolor que ya no es literatura
ni puede ser espanto y madamismo,
porque no quedará vivo quien cante
el naufragio indecente de las ratas:
porque los que se salven no tendrán memoria.

Está el hombre ante sí, trágicamente solo,
mientras las aguas crecen sin espera
ahogando justamente, santamente
lo que debe morir.

Perecerá quien deba perecer.
El hombre,
desnudo, hacia el mañana, sobre el miedo.

Por eso está mi canto repicando
sobre el fuego, la muerte, y os convoca,
hombres, para que proclamemos la esperanza...

Ramón de Garciasol




6/26/2014

La Tormenta...



Tempestad con silencio

Truena sobre los pinos.
La nube espesa desgranó sus uvas,
cayó el agua de todo el cielo vago,
el viento dispersó su transparencia,
se llenaron los árboles de anillos,
de collares de lágrimas errantes.

Gota a gota
la lluvia se reúne
otra vez en la tierra.

Un solo trueno vuela
sobre el mar y los pinos,
un movimiento sordo:
un trueno opaco, oscuro,
son los muebles del cielo
que se arrastran.
De nube en nube caen
los pianos de la altura,
los armarios azules,
las sillas y las camas cristalinas.

Todo lo arrastra el viento.

Canta y cuenta la lluvia.
Las letras de agua caen
rompiendo las vocales
contra los techos. Todo
fue crónica perdida,
sonata dispersada gota a gota:
el corazón del agua y su escritura.
Terminó la tormenta.
Pero el silencio es otro...


 Pablo Neruda





..